‘Coming into fashion’ 100 años de fotografías icónicas

Cecil Beaton, David Bailey, Irving Penn, Bruce Weber, Deborah Turbeville… Estos son algunos de los nombres con los que el grupo Condé Montrose Nast decidió desarrollar la pulsión del grupo fundado en 1909 con la adquisición de Vogue: urdir imágenes icónicas, inherentes a la memoria, que resumieran la esencia de una década. Más de cien años después del inicio de esta gran aventura internacional, el grupo editorial reúne por primera vez algunas de las mejores instantáneas de su siglo de historia.

Turbeville-Vogue-10May13-Deborah-Turbeville_b_1080x720

El descubrimiento de la mayor parte de los grandes nombres de la fotografía de moda con razón se puede acreditar a la legendaria editorial Condé Nast, ya que  fue la encargada de propulsar  las carreras de multitud de  fotógrafos en las páginas de sus revistas – predominantemente en su buque insignia, Vogue .

El primer fotógrafo contratado por la empresa, en 1914, fue el Barón Adolphe de Meyer, seguido en décadas posteriores por figuras como Edward Steichen, Man Ray, George Hoyningen-Huene, Horst P. Horst, Cecil Beaton y Erwin Blumenfeld. Desde sus primeros días como un editor, Condé Nast era un buscador de talentos dotado. Por rodearse de grandes artistas, colocó Vogue , además de sus otras revistas (sobre todo de Vanity Fair y Glamour, y las ediciones extranjeras de Vogue ), a la cabeza de la vanguardia fotográfica. Los estudios de Condé Nast en Nueva York, París y Londres eran laboratorios de creatividad, empleando artistas deseosos de capturar y mostrar las joyas de alta costura. Otros fotógrafos como Irving Penn, William Klein, Helmut Newton y David Bailey fueron llevados a bordo, y al igual que sus predecesores de la época de entreguerras, sus carreras tomaron forma y florecieron gracias a publicaciones innovadoras y pioneras de la revista Condé Nast.

En Nueva York, París, Londres o Milán, Deborah Turbeville, Bruce Weber, Peter Lindbergh, Ellen Von Unwerth, Corinne Day, Mario Testino, Steven Meisel, Nick Knight, Tim Walker, Miles Aldridge, Sølve Sundsbø o Willy Vanderperre – por nombrar algunos – han dejado sus marcas no sólo en las revistas de moda, también en la historia de la fotografía.

clifford-coffin-glamour-1950 mary-mclaughlin-in-evening-dress-by-dior-photo-by-william-klein-paris-1957

 

Desde el próximo 1 de marzo hasta el 25 de mayo, la exposición Coming into fashion reúne alrededor de 150 fotografías originales de las ediciones internacionales de Vogue, Vanity Fair, Glamour y W en una muestra que albergará el recién inaugurado museo Galliera de París. 

 

Organizada por temáticas, esta serie de trabajos también incide en la relación entre ellos y las redacciones de las revistas, y estará acompañada de una pequeña muestra de Alta Costura cedida por los comisarios del Museo que ilustrará el recorrido.